Consejos sobre corbatas


Cuando era pequeño asumía que el uso de la corbata era para grandes, veía en mi padre o mis hermanos mayores laboriosos movimientos sincronizados de un lazo de seda entorno a un cuello que se le apretaba al máximo y que más tarde se coronaba en un nudo. Por aquel entonces me preguntaba si tamaña ridiculez era necesaria para “verse bien”.

Yo gozaba de pasear con polo cuello redondo pero cuando un evento de importancia se presentaba, fruncía el ceño si implicaba la obligación de usar una camisa. Es que para mi bastaba con que usara 5 días a la semana en el colegio y creo que hasta ahora me ha dejado ese sentir castrense, prohibitivo de divertirme sin parar y llegar como pordiosero a casa. Aún tengo en la retina como trataba de mantenerlas pulcras (vanamente) y como sufria las reñidas cuando llegaba sucio a casa o con manchas de chicha por ejemplo.

Pero el tiempo pasa y uno se va adaptando a los modismos de la sociedad, los bautizos, matrimonios suelen ser la iniciación para lucir dichas prendas y va tomando menos distancia el hecho de que un niño es también un usuario potencial.

Ya con el tiempo para el "quino", una exposición universitaria o para tu trabajo confirman la necesidad de tener qu elegir corbatas, saber hacer el nudo y dejar de lado al papá para que te la haga, o como yo hasta hace un tiempo: dejarlas anudadas en el colgador. A pesar de que esto iba en contra de mi independencia y pasar por momentos bochornosos como: “… ¿tan grande y no sabes hacer un nudo de corbata?” nunca le preste tanta importancia.

Hoy gracias a la Internet uno puede contar con excelentes profesores para poder lucir bien una corbata, cuanto hubiese querido que en ese tiempo haya podido tener dicho apoyo para no sufrir tanto en los pasillos de la universidad o no demorar tanto antes de llegar al "tono".

Es por ello que me bajé unos tips y tomé en cuenta algunos detalles que, como repito, hasta hace muy poco no los tenía en cuenta y que pueden sacarte de un apuro y aprender un poco mas de ciertos detalles.

La primera cosa es elegir tus corbatas y no depender de los gustos de quienes te regalan corbatas por ello es importante saber responder a la pregunta: ¿Cómo elegir una corbata?

  • Lo que en realidad se debe considerar a la hora de elegir la corbata correcta es la calidad (no digo que compres la más cara porque eso no asegura nada). La ventaja de la buena calidad es que permite una mejor caída. Y en cuando me refiero a la calidad, todas las voces coinciden: seda natural; porque es flexible al tacto y no tiene arrugas ni dobleces.
  • Otra opción de calidad es la seda con cashmere. Hay otras variedades de sedas livianas como el foulard, flexibles como el crêpe y otras pesadas como el rep, el shantung y el gros. Para el verano, el algodón y el lino son muy frescos y originales.

Ya hemos dicho que para elegir una corbata de calidad no hay que fijarse tanto en el precio es por ello, que aquí expongo alguno consejos de cómo saber diferenciar una corbata fina de otra que no lo es.

  • Debe poseer una costura en el extremo de la parte delgada para evitar que se voltee.
  • En el dorso de la parte ancha, debe estar apuntalada horizontalmente para que no se abra.
  • Una Corbata fina JAMÁS PRESENTA ARRUGAS. Debe estar confeccionada en tela de gran calidad que permita que una vez efectuado el nudo, cuelgue libre y con cierta "gracia". La forma más rápida de saber cuando una corbata es de buena calidad y está impecablemente confeccionada, es sujetarla por la mitad y comprobar que ambas partes (Delgada y gruesa) cuelguen rectas.
  • Una corbata con defectos de fabricación, al momento de dejarla caer sobre una mesa, o la propia mano, se torcerá. La tela de una buena corbata no debe JAMÁS ser muy fina y endeble, ya que causaría que el nudo resultara delgado y sin cuerpo. Por eso, en las corbatas de seda, es importante, después de realizar el nudo "Abombarlo" un poco con los dedos.
Algunos cuidados para con las corbatas:

  • Las corbatas nunca se deben lavar, ni meter en la lavadora.
  • Si por cualquier razón se manchan, deberá limpiarse en seco (tintorería), aunque algunos materiales permiten restregarlo con algo de agua caliente
  • Procure no guardar nunca las corbatas con el nudo hecho, lo mejor es colgarlas en un corbatero para que permanezcan estiradas y sin arrugas.
Consejos para lucir una corbata sin errores

1. La corbata nunca debe sobrepasar la cintura del pantalón. No debe asomar por encima del cinturón ninguno de sus extremos.

2. La parte más estrecha de la corbata, no debe verse nunca por detrás de la parte ancha.

3. Los nudos de la corbata deben estar siempre apretados y ajustados al cuello que no sea vea el botón superior de la camisa. Conviene llevarlo abrochado.

4. No iguale el dibujo de la camisa con el de la corbata. Por regla general, con sus excepciones, a camisas estampadas corbatas lisas y a camisas lisas corbatas estampadas.

5. Evitar, al menos en actos muy importantes, utilizar camisas de botones al cuello con las corbatas. Son mucho más elegantes las camisas sin botones en los cuellos.

6.No utilice nudos grandes con cuellos de camisa pequeños y viceversa.



1 comentario:

Darth Vader dijo...

Muchas gracias por tu ayuda, esto me ayudará mucho para vestirme mejor ahora que acabo de entrar al mundo laboral. Saludos! :)

Videito manda